Ser el sobreviviente en la época de la ley del mar era algo que tenia su “ventaja y desventaja”, la ventaja: seguías vivo; la desventaja: hasta no ser salvados y/o empezara a faltar el alimento podrías convertirte en el próximo que tendría que morir para alimentar a los demás sobrevivientes….





Hace muchos años, cuando el mar era un lugar inexplorado y el descubrimiento de nuevas tierras motivaba a muchos hombres a aventurarse por el océano sin saber los peligros que tendrían que enfrentar, los marinos asimismo empezaron a establecer una serie de tradiciones propias de la cual todos eran conscientes desde que colocaban el primer pie en el barco y estaban dispuestos a “cumplirlas”, un ejemplo de esas tradiciones era el hecho de que las mujeres y niños sean los primeros en ocupar los botes salvavidas en caso de naufragio, o si el barco estaba en peligro, el capitán seria el ultimo en abandonarlo. Sin embargo la ley del mar era verdaderamente una forma de sobrevivir a un naufragio cuando había otros camaradas y no había nada de comer o beber, esta ley era el miedo de todo tripulante de una embarcación, cuando se presentaba una situación de ese tipo se practicaba el canibalismo, establecía que podrían ser utilizados como alimento cualquier persona que hubiese muerto en el momento del naufragio, por muerte natural o deshidratación por beber agua de mar, pero si no era así, entonces se procedía a jugar a la suerte quien seria el próximo en ser sacrificado para que los demás se alimentaran. El método mas habitual era el método del cordel, se cortaban tanto como había de supervivientes, después todos escogían uno, y aquel que tuviera el mas corto, seria el próximo sacrificado, este proceso se repetiría cuantas veces fuera hasta que fuesen rescatados o solo quedara uno.










A través de la historia se han conocido casos de este tipo de sobrevivencia en naufragios, algunos de los casos son:



• El Essex de Nantucket era un ballenero que el 20 de Noviembre de 1820 que fue hundido por un cachalote en el Pacifico sur. 21 sobrevivientes se salvaron en tres lanchas balleneras y llegaron a la isla Henderson, después de eso intentaron sobrevivir con los alimentos que habían, hasta que empezaron a escasear, así que todos, excepto tres partieron en los botes para intentar llegar a Sudamérica, después algunos murieron, por lo que fueron arrojados al agua, pero pronto al ver que ya no había nada de alimento se empezó a utilizar la ley del mar, ocho marinos sobrevivieron y fueron salvados por dos barcos diferentes, mientras que 7 marinos corrieron con las triste suerte de ser ejecutados y servir de alimento a los demás sobrevivientes. Esta famosa historia inspiro al escritor Herman Melville para escribir Moby Dick.



• Otro naufragio famoso, fue el de La Meduse, una fragata francesa embarrancada a 50 millas de la costa, lo que obligo a los tripulantes utilizar los botes salvavidas, pero como no eran los suficientes, se construyó una enorme balsa para llevar a la sobrecarga de náufragos que no cabían en los demás botes, pero esta balsa quedo navegando sin rumbo con 149 tripulantes durante dos semanas, cuando fueron rescatados tan solo 15 sobrevivientes que tuvieron que utilizar el canibalismo para sobrevivir siguiendo la ley del mar.



• Otro caso que causo polémica fue el del yate Mignonette, que iba rumbo a Sidney (Australia), comprado por Jack Want, no era un yate para viajes largos, así que se tuvo que ser acondicionado para el viaje, el hombre que llevaría el yate hasta su destino seria el capitán Tom Dudle, que además iría acompañado de 3 hombres mas, Edwin Stephens, Edmund Brooks y Richard Parker, un chico de 17 años, que dijo tener 18 para poderse colar; el 5 de Julio de 1884 en la ruta entre las islas de St. Helena y Tristan Da Cunha el yate naufragó, y los hombres sobrevivieron en un bote durante tres semanas alimentándose de una tortuga y las pocas provisiones que les quedaron, bebieron su propia orina para no morir deshidratados, pero Richard Parker no evito tomar agua de mar y enfermó, y como la carne de tortuga ya se había agotado, se decidió aplicar la ley del mar, pero Dudley y Stephens al ver a Parker enfermo, y que moriría de todos modos decidieron matarlo y comer su cadáver. En Julio 29 un navío aleman rescato a los 3 sobrevivientes, pero al llegar a Gran Bretaña, Stephens y Dudley fueron acusados porque aunque Parker estuviera enfermo no hubo un sorteo para saber quien iba a ser sacrificado, así que fueron hallados culpables y condenados a muerte, pero se pidió clemencia, por lo cual solo fueron condenados a 6 meses en prisión. Los mas misterioso de esta historia es que unos 40 años antes, Edgar Allan Poe escribiría Las Aventuras de Arthur Gordon Pym, donde 4 hombres naufragaban y decidirían utilizar la ley del mar para poder sobrevivir, y el “afortunado” resulta llamarse Richard Parker ( la ficción hecha realidad??).



• Un hecho más reciente, que no tiene que ver con ley del mar, y ni siquiera fue en un barco, es el caso del Vuelo 571 de la Fuerza Aérea Uruguaya, en donde los pocos sobrevivientes se vieron obligados a alimentarse de los cuerpos sin vida de los ocupantes para sobrevivir.